Newletters

El Centro Tecnológico de la Agroindustria Adesva, situado en Lepe, acogió ayer una jornada en la que se dieron a conocer los detalles del nuevo plástico acolchado de uso agrícola biodegradable que en el plazo de dos o tres meses estará a disposición de los agricultores onubenses que deseen poner fin al problema que actualmente supone para muchos no saber qué hacer con este tipo de material, que deben renovar cada año en sus explotaciones freseras.

Se trata, concretamente, del plástico acolchado que los agricultores ponen en el suelo para conformar las lomas donde se planta la fresa, el cual es más conocido popularmente como plástico negro, por su color, y que gracias a este proyecto de innovación podrá ser sustituido por un plástico acolchado de base biológica que, en contacto con otros elementos, acelera su proceso de descomposición y degradación, una vez concluida su vida útil.

El proyecto se enmarca en una iniciativa de innovación y, por tanto, cuenta con financiación europea en el marco del horizonte 20/20, en el que participan entidades de varios países comunitarios, entre ellas Morera Vallejo Industrial, con el apoyo del propio Centro Tecnológico de la Agroindustria Adesva, donde se han llevado a cabo los experimentos y pruebas del nuevo material.

 

Según señaló en las jornadas el presidente de Adesva y de Morera Vallejo Industrial, Antonio Morera, el proyecto se encuentra actualmente en fase de “iniciar la fabricación y comercialización” del nuevo material en el plazo de “entre dos o tres meses”. En este sentido añadió que el nuevo producto “está ya totalmente testado y probado”, lo cual se ha llevado a cabo en las instalaciones que Adesva tiene en Lepe. Igualmente señaló que este nuevo plástico biodegradable en principio será elaborado en las fábricas con las que Morera Vallejo Industrial cuenta en la provincia de Almería, “aunque nos gustaría instalar en el futuro una planta en Huelva”, precisó.

Usando un símil futbolístico, el presidente de Adesva añadió que “lo que pretendemos con estas jornadas es parar el balón y concienciar a todo el mundo de que el plástico es bueno porque contribuye a la economía de nuestra región, pero al mismo tiempo tenemos que pensar en cómo deshacernos de él, porque se trata de un material con una vida muy larga y muy nocivo para el medio ambiente”.

En este sentido incidió en que “hemos apostado por crear este nuevo plástico biodegradable”, con el que, aseguró, “se contribuirá a que Huelva siga avanzando en una agricultura más ecológica e integrada en el medio ambiente”.

El máximo responsable de la empresa promotora del proyecto también subrayó que, en principio, este nuevo material ha sido desarrollado solo para uso agrícola en sustitución del actual plástico negro acolchado, “pero en el futuro, su uso será extensible a otras muchas aplicaciones, como, por ejemplo, las actuales bolsas, de las que todo está inundado, y que terminarán siendo prohibidas por Europa, dándose entonces un problema al que habrá que dar una solución”.

Antonio Morera concluyó señalando que para el principal sector económico de la provincia de Huelva, la agricultura, el uso de plástico “es fundamental”, pero “dado el actual problema que a nivel mundial hay con el plástico llegará el día en que Bruselas diga que hasta aquí hemos llegado”. “Si con este tipo de iniciativas nos adelantamos a tal situación y estamos preparados para ella, le irá mucho mejor a la agricultura onubense”, concluyó.

La inauguración de la jornada contó con la asistencia de la vicepresidenta de la Diputación de Huelva, María Eugenia Limón, quien subrayó que con su presencia en el evento, la institución provincial “muestra una vez más su apoyo al tejido económico de la provincia, en esta ocasión al sector agrícola y la sostenibilidad ambiental del mismo”.

Y es que, según relató, “la sociedad y Europa reclaman un mundo cada vez más sostenible desde el punto de vista medioambiental, y estas jornadas dan pie a caminar en esa dirección a través de la innovación y la economía circular”.

Este proyecto, concluyó la vicepresidenta de la Diputación, “es muy importante para que la agricultura onubense siga siendo puntera a nivel nacional”, a lo que añadió que en materia del plástico negro acolchado “hasta ahora se ha trabajado en nuestra provincia para contar con puntos de acopio en los que almacenarlo, una vez desechado por la agricultura, y ahora llega el momento de ponerlo en valor gracias a la innovación”.

 

También le puede interesar

Sin comentarios

Haga el primer comentario

Deje un comentario

Por favor, escriba su nombre. Por favor introduzca una dirección de correo electrónico válida. Por favor escriba un mensaje.

Complete la operación *